Home

Noticias

Maradona, más allá del futbolista estrella, un rebelde y un antisistema

No hay comentarios noticias

Agencia de Noticias Univalle

Por considerarla de amplio interés, la Agencia de Noticias de Univalle reedita una entrevista ofrecida por el profesor Kevin García, Escuela de Comunicación Social de la Universidad de Valle al noticiero radial Cali 24 Horas.

24 Horas.

¿Qué representa Diego Maradona en Argentina y Latinoamérica?  

Profesor Kevin García: Vemos a Diego Maradona como una figura muy importante, porque encarnó muchos valores e imaginarios, además porque para Argentina fue un justiciero simbólico. Recordemos ese partido famoso en el cual Maradona le mete dos goles a Inglaterra en el Mundial de México 86. Significó una justicia simbólica, porque Inglaterra había vencido a Argentina en la guerra de las Malvinas, por la cual la dictadura en Argentina se acabó, ya que los militares deciden entregar el poder y cambia el modelo político.

Un país que acaba de ser derrotado por el imperio de Inglaterra, viene a jugar contra ella en México, esto significó una tensión muy grande para el pueblo argentino, por verse ante la posibilidad de volver a ser derrotados por Inglaterra. Toda la tensión, se convirtió en una alegría. Maradona inauguró esa justicia simbólica derrotando a Inglaterra, el país inventor del fútbol.

A nivel global Maradona era rebelde y antisistema, una persona que no se aconductó frente al poder, que fue contestatario, que afirmó su voluntad por encima de las ordenes sociales, la iglesia y el poder político, logró encarnar muchos valores y fue representativo de muchas posturas que transcienden de lejos el fútbol argentino.

¿La justicia simbólica permite de alguna manera pasar por alto un gol de manera irregular. como fue ese gol que se anotó con la mano?

Sí, y cuando hace el segundo gol y saca prácticamente a medio equipo hay un encantamiento y una reafirmación de la figura que hemos mencionado, pero en este partido se condensa la postura de un personaje como Diego. El fútbol es como una película que se proyecta durante toda la vida y, como en toda película, hay una industria atrás con jugadores, agentes, contratos millonarios y negociaciones ocultas, pero nosotros en esa película actuamos como si no lo supiéramos porque pensarlo rompe el encanto y nos saca de la película.

Esos dos goles afirman la voluntad rebelde de Maradona porque ambos son “no recomendados en el fútbol”, es decir, legalmente está prohibido hacer un gol con la mano, pero técnicamente un entrenador nunca le va a decir al jugador “toma la pelota en la mitad de la cancha, te vas con ella, no se la pasas  a nadie y haces el gol”. Esto es una afirmación del talento, rebeldía y la voluntad del esfuerzo individual que rompe todo precepto técnico y legal del fútbol.

De Maradona se puede decir que es un hombre de antivalores ¿cómo se compaginan esos opuestos?

Las figuras mediáticas, son figuras moldeadas por los intereses morales de una sociedad, por los intereses políticos de una época e intereses comerciales de una empresa deportiva. En este caso, Maradona se mostró tal cual era, supremamente acertado en la cancha y totalmente desacertado fuera de ella, eso hace que la gente vea en él un ser humano que se rebela.

Un ex jugador que posa con una boina de Che Guevara y un tabaco de Fidel Castro y que luego se baja los calzones como lo hizo Mockus en la Universidad Nacional, son figuras trasgresoras y eso hace que sean personas que rompen el molde y por eso nos genera tanta conmoción cuando ya no están.

¿Por qué pesa tanto lo negativo de Maradona si lo que alcanzó positivamente fue extraordinario?

Argentina en el siglo XX, tuvo una mayor población de ascendencia europea, en gran parte gracias a un exterminio muy profundo de la comunidad indígena argentina que hoy prácticamente es reducida.

Argentina está conformada por dos zonas muy marcadas: el Gran Buenos Aires, con una fuerte presencia europea, que es la cara que vemos, pero por otro lado, el resto del país, es el pueblo que tiene más costumbres latinoamericanas. Este país congrega toda la cultura europea, pero esa idolatría y el fanatismo popular latinoamericano, encarna la rebeldía popular y por otro lado la vergüenza de los sectores que se presentan como más estructurados y sofisticados.

No debemos sumar y restar, observar una persona que fue antisistema, que encarnó la desobediencia en la cancha, el coraje y la afirmación de la voluntad contra las normas técnicas y políticas, lo hizo un personaje singular. Posiblemente preocupa un poco lo que hizo, porque sabemos que las figuras mediáticas generan muchos afectos en las personas y se vuelven modelos de conducta y, en esta medida, no está bien visto, pero de estos comportamientos y de lo que vemos en televisión está hecho el mundo.